domingo, 22 de mayo de 2016

Todo Vale


“Más vale una mentira que no pueda ser desmentida que una verdad inverosímil.”
Joseph Goebbels

Faltando dos semanas exactamente para las elecciones de la segunda vuelta, los ataques, críticas y defensas de ambos adversarios políticos han subido de tono, está llegando a su clímax, no sabemos quién de los dos candidatos será el primero o primera en sufrir un colapso, por el estrés al que están sometidos por el bombardeo mediático.

El viernes 21 del presente el semanario Hildebrandt en sus trece, casi en su totalidad lo ha dedicado con el mayor y profundo desprecio que le inspira, a  Keiko Fujimori, para felicidad, gozo y alegría de los enemigos políticos del padre de Keiko quien cumple condena injusta en la DIROES, producto de un fallo sospechoso que llego vía internet desde España.

Si tenemos la paciencia de revisar detenidamente el semanario, constatamos que sus  contenidos desde la primera página, páginas interiores, columnas de opinión, editorial Matices, etc., tienen la finalidad de relacionar a Joaquín Ramírez con Keiko Fujimori, atacando al ex secretario general de Fuerza Popular y sus familiares, con el claro propósito de sembrar la duda en los electores indecisos, aunque la denuncia llegada de EE.UU sea falsa.
Si leen los artículos o columnas de opinión, pueden constatar que existe una jerarquización de las mismas. Los contenidos están cargados de frases peyorativas, sumamente hirientes y ofensivas, palabras mágicas  de connotación negativa. Construidas en base a indicios o investigaciones preliminares, tienen una tremenda carga de subjetividad y demuestran la animadversión por la candidata Keiko Fujimori.
Como pueden apreciar, su principal titular ¡El piloto que implicó a Keiko decide contarlo todo!, al desarrollar el informe en las páginas 2 al 4, indica “Esta es la historia detrás de la investigación de la DEA, la agencia antinarcóticos de EE.UU., que involucra al rector de la Universidad Alas Peruanas, Fidel Ramírez, a su sobrino, Joaquín Ramírez, financista y brazo operativo de la campaña presidencial de Keiko Fujimori y, hasta hace unas horas, secretario general de Fuerza Popular, en una red liderada por el presunto capo peruano Miguel Ramírez Arévalo, alias ´Eteco´”. ¡Qué les parece! Presunciones e indicios solamente.

El abogado Ronald Gamarra, tiene su columna en este semanario, bien sabemos que es enemigo declarado y acérrimo de Alberto Fujimori. Escribe increíbles frases de connotación extremadamente negativa sobre una dama, mal que le pese, Keiko es una dama, como lo son con seguridad si fuera el caso, la madre, esposa, hijas, sobrinas de Ronald, o no.
Mostramos algunas de su perlas que asegura este personaje ssobre Keiko Fujimori:“Keiko Fujimori no sólo es la heredera política de Alberto Fujimori por derecho de primogenitura, es mucho más: su hechura, su aprovechada aprendiz, su mejor alumna. Su reencarnación política y moral”. Realmente Keiko es lo que sostiene este individuo, tremenda desfachatez. Qué les parece, tanto odio destila Ronald.

Más adelante afirma “…reemplazó sin mayor escrúpulo a su madre, malamente destituida y maltratada…”. “…fue testigo privilegiada del manejo efectivo, real, del gobierno más corrupto de nuestra historia”.  “Lo de Boston no tuvo la menor importancia en su formación, solo fueron vacaciones pagadas con el dinero del Estado, es decir de todos los peruanos…”. Como para decorar la torta venenosa,  en otras palabras Keiko es una mala hija, aprovechada e inepta.

Como se puede apreciar, el abogado  Ronald Gamarra, al final de su artículo de opinión se pinta lo caradura que es, al pedir plañideramente “Votar contra la candidatura de Keiko el 5 de junio no solo es votar contra el pasado de corrupción y dictadura; es votar contra ese mismo pasado de corrupción y dictadura, es votar contra ese mismo pasado disfrazado para pervertir una democracia frágil, es votar contra la inminencia de que el Perú se convierta en un narcoestado y, por tanto, en paria internacional”.  ¿Habrá algún despistado que le haga caso?

Bien decía Joseph Goebbels, “Cargar sobre el adversario los propios errores o defectos, respondiendo el ataque con el ataque. Si no puedes negar las malas noticias, inventa otras que las distraigan”.  De eso se trata y en esta conflagración flamígera de ataques arteros, de lenguas procaces, de viperinas venenosas, de redes antisociales, los ciudadanos ven con asombro, con desagrado y gran decepción, este tipo de ataques arteros, como si se tratara de la picadura de un escorpión de de cola gorda, el mas venenosos del mundo.

En el programa “Las cosas como son”, que conducen Fernando Viaña y Hugo Guerra en Panamericana TV, presentaron un audio en la que se escucha una conversación, entre el presunto informante de la DEA Jesús Vásquez y Fernando Palomino peruano propietario de un restaurante, residente en EE.UU.

Del dialogo se desprende que Jesús Vásquez le debe $ 10,000 dólares americanos a Palomino, que Vásquez le ha girado cheques sin fondo a Palomino. Presentaron copia de los cheques firmados y un certificado en el que constarían malos antecedentes de Vásquez en EE.UU. Lo más importante, que el presunto informante de la DEA asegura que no dijo la verdad en torno a la investigación por lavado de dinero a Joaquín Ramírez.
El presunto informante y piloto sin licencia, al recibir la llamada de Palomino  para cobrarle la deuda, este le confesó a su interlocutor que “todos lo están atacando porque es falso lo que dijo, y que va a tener que desaparecer”. “En otro fragmento del audio, Jesús Vásquez acepta que un congresista le habría pagado, y que no se sentiría conforme con el monto”. ¿Qué es esto, de qué se trata, es una trama, un complot?

Esta será una reedición de la anterior campaña, en la que arreció un grado superlativo de desinformación por la mayoría de los medios de prensa, dándole un halo de objetividad a las informaciones que se publicaban, ofreciendo a la opinión pública nacional una visión de la realidad como si fuera la propia realidad y ocultando sus propios  intereses.
Actualmente asistimos como convidados de piedra, a un proceso de desinformación en plena segunda vuelta electoral, que realmente está llegando hasta la coronilla a la opinión nacional, que está preocupada por la falta de propuestas. Esta desinformación procede de diversos medios y periodistas interesados, que no quieren a Keiko en el sillón de Pizarro.
Son diversos filtros que han asumido un rol que la población no les ha encargado y sesgos parcializados que preocupan, por el alto contenido de mensajes negativos y ofensivos en contra de Keiko Fujimori, demuestran la existencia clara de una fobia gratuita y sin razón; así, a la población le llega la información convenientemente maquillada, manipulada y deformada, o tergiversada convenientemente.



No hay comentarios: