domingo, 19 de febrero de 2012

Resultados distintos en el Huallaga y el VRAE.

Con la captura del sanguinario Florindo Flores Hala camarada “Artemio”, salieron a la palestra muchos padres reclamando la victoria que merecidamente ha logrado Ollanta Humala. Las directivas del gobierno, para que se intensifiquen las actividades operativas y de inteligencia conjunta, han dado resultados en esta zona.

El sanguinario camarada “Artemio” líder de los sicarios del narcotráfico y de SL en el Huallaga, está recuperando la salud. Se repone de sus heridas, su vida azarosa y violenta en el Selva, cómodamente internado y resguardado en el Hospital de Policía. Un trato VIP que las autoridades le dispensan a este delincuente y feroz asesino.

Florindo Flores Hala, se muestra dócil, humillado, compungido, adolorido, triste y hasta blando con las autoridades. No nos dejemos engañar, es el mismo camarada asesino, despiadado y sanguinario que en nombre de su revolución, ordenaba a sus huestes, rematar a policías, fiscales y soldados heridos, luego de emboscarlos.

Las condiciones atmosféricas y del terreno son diferentes en el VRAE. La población conquistada por unos dólares más, es reacia a colaborar con las FFOO. Se necesita mayor inteligencia operativa. Los traficantes pagan más por los alimentos, por el silencio y para vigilar a las patrullas. Traficantes y sicarios están ganando la batalla por la adhesión de la población. Amenazas y dólares circulan en esta zona.

En el VRAE, los resultados arrojan un saldo negativo. Desde el 2008 han muerto emboscados 60 soldados, entregando su valiosa sangre por la nación peruana. El capitán German Parra del Carpio es el último héroe muerto en combate, deja viuda, dos hijas y un futuro frustrado por una bala asesina. Murió cumpliendo su deber de soldado. ¿Dónde están las organizaciones de derechos humanos?

No hay comentarios: