sábado, 13 de marzo de 2010

El presidente Alan García arrugó ante la presión mediática.

De nada valió que el tribuno Javier Valle-Riestra opinara muy convencido Soy y he sido siempre partidario de las amnistías y los indultos. Como aprista y abogado de Derechos Humanos doy fe de la tiranía judicial en el Perú. Introduje como constituyente en la Ley de Leyes de 1979 (numeral II), del Artículo 2°, que dice: “La amnistía, el indulto, los sobreseimientos definitivos y las prescripciones producen efectos de cosa juzgada.”

Es triste percibir lo que sucede en los altos niveles del poder político y mediático. No es la libertad de prensa la que está en juego, eso es claro. Estos últimos días hemos asistido todos los peruanos, como convidados de piedra a una lucha intestina, Alan García vs Alan García. Desaciertos, temores, idas y vueltas en el tema Crousillat.

Hace tres meses el presidente de la república, refrendó la resolución mediante la cual se indultaba a Crousillat López-Torres. La presión mediática liderada por el grupo El Comercio, canal 4 TV y La República, puso en serios aprietos al inquilino de Palacio y este tuvo que retroceder. El 14 del presente mes, la anuló para beneplácito de los actuales dueños del canal 4 de TV.

El gerente del canal 4 de TV, denunció una supuesta amenaza a “la libertad de prensa” y por ende de expresión, originado por el hecho que el Ministro de Justicia sugiriera la conformación en el Congreso una comisión de investigación por el cambio de propiedad del mencionado canal, durante el gobierno de Toledo. ¿A cuál libertad de prensa se refería el gerente del canal 4 de TV? Será más bien libertad de empresa.

Los actuales socios administradores de América canal 4 TV, han visto peligrar sus intereses económicos y de propiedad, al enterarse de la denuncia presentada por el abogado Jorge Castro en nombre de Crousillat. Reaccionaron frente al indulto concedido inicialmente y luego ante la denuncia presentada, de la única forma que pueden hacerlo, moviendo toda su maquinaria mediática y mediante una campaña de desinformación sostenida en programas políticos de canal 4TV y los principales diarios que maneja el grupo mediático más poderoso del país.

Movieron sus hilos, inclusive buscaron la participación de juristas adictos, de sus programas políticos dominicales, así como el apoyo oportuno de la defensora del pueblo, que ante temas más importantes y puntuales no reacciona con la rapidez y premura como lo hizo frente al presente caso. Cuál es su interés en este caso.

Presumimos que la sombra de BTR se estacionó sobre Palacio de Gobierno como una espada de Damocles y amenazó con la información de sus archivos. No hay otra explicación para este retroceso, al anular la Resolución que hace tres meses firmó otorgando la gracia a Crousillat.

El Presidente como abogado sabe, que esta decisión es inconstitucional y puede ser eventualmente denunciado por trasgredir los artículos 139, inciso 13, así como el artículo 118, inciso 21, que lo facultan para otorgar indulto.

Los jueces y fiscales del poder judicial están sometidos a investigación cuando existen presuntos actos de corrupción o faltas graves contra la ética judicial, muchas veces la OCMA los destituye o interviene la Oficina de Control Interno (OCI) del Ministerio público. Y en todos los casos conocidos, los medios de comunicación se erigen y son los verdaderos fiscalizadores.

Por qué entonces, cuando se trata de un medio de comunicación, este puede estar exento de ser sometido a investigación, cuando se han denunciado claros indicios por el cambio de propiedad, en el que habría participado el mismo ex presidente Toledo, como lo han denunciado varios medios y como lo denunció en su momento José Francisco Crousillat, quien aseguró que “Canal 4 habría sido negociado bajo extorsión por el toledismo. También sostuvo que hubo presión política para que Mohme sea accionista”.

Es lamentable ver a un presidente dubitativo al ponerse a órdenes primero de Bachelet por lo del terremoto y luego de Piñera, la futura venta a Chile del gas de todos los peruanos lo ha demostrado, primero a Chile antes que al Perú. Demostrar temor antes que respeto a los medios de prensa, no se condice con su soberbia al maltratar a las FFAA, PNP de la Nación, sus viudas, discapacitados y sus familiares, a quienes trata con la punta de su zapatazo. Ni que se diga a nuestra Constitución.

1 comentario:

Anónimo dijo...

ALgunos caviares han salido a ladrar sobre este asunto, los audios revelado en los cuales se escucha a Bertini, son prueba suficiente para condenar a Toledo y a todos los implicados, pues esta sentada la doctrina mediática en el caso de Fujimori, si con este tipo de pruebas bastaron para inculparlo, ahora que rabo de paja tendrá Alan García que dió marcha atrás, y porque no quieren investigar la fradulenta venta del Canal 4, los voceros defensores de Toledo empezaron a ladrar como lo hizo Bruce, que tambien tiene su rabo de paja en el caso de Techo propio para defender al borrachin de Cabana, y en que quedaron las investigaciones de su mujer Ellian Karp??. Alan tiene miedo de algo que le saben y lo tienen amarrado. No hay otra explicación. Asi de simple. A investigar al gobierno anterior. Y también el indulto de Simon...vaya uno a saber cuales fueron los fundamentos en este indulto.Tatatatatatata.